Deteccion de Incendios

Detección de incendios

Los detectores son los encargados de la detección del incendio. La misión de estos aparatos es detectar alguna de las manifestaciones que acompañan al fuego, como son humos, gases, temperatura o radiación ultravioleta. Por eso, dependiendo del tipo de fuego que se pueda producir en una instalación, es conveniente elegir adecuadamente el tipo de detector o detectores que se van a instalar.

Los tipos de detectores que hay actualmente en el mercado son:

  • Detectores de humo. Pueden ser iónicos (detectan los gases de combustión, actualmente en desuso) y óptimos (usan células fotoeléctricas se activan al oscurecerse por el humo o iluminarse por reflexión de luz en las partículas del humo)
  • Detectores de calor. Detectan el cambio de temperatura en el ambiente.
  • Detectores de radiaciones o llama. Detectan la radiación del fuego, por lo que solamente detectan incendios con llama.

Los sistemas de detección de incendios son unos medios muy eficaces para proteger a las personas, las instalaciones, los equipos, los bienes y los materiales de los peligros derivados de un incendio, si son instalados, mantenidos y utilizados adecuadamente.

Una detección de incendios temprana y precisa es la base de todos nuestros sistemas de detección de incendios. Queremos asegurarnos de que nuestras soluciones sean fiables y, por ello, adoptamos las tecnologías más sofisticadas al desarrollar nuestros detectores.

Dispositivos de notificación ofreciendo un menor consumo de corriente, un diseño moderno y elegante y una huella más pequeña. Nuestros productos incluyen sirenas, sirena/estrobo, campanas, campanas/estrobo, estrobos, bocinas y bocinas/estrobo junto con una variedad de accesorios.